null La restauración de los antiguos yacimientos de Zarréu, Tormaleo y Buseiro emplea ya a 73 personas y agota la bolsa de excedentes mineros
  • Los tres proyectos, que movilizan 83,4 millones, incorporan a 31 empleados que habían trabajado previamente en explotaciones de carbón  

  • El consejero de Industria destaca la existencia de una “ventana de oportunidad” para impulsar la reactivación económica en estos municipios del suroccidente

22 de mayo de 2023

Los tres proyectos de restauración de las antiguas minas a cielo abierto de Tormaleo (Ibias), Zarréu (Degaña) y Buseiro (Tineo) han generado hasta ahora 73 puestos de trabajo, de los que 31 están ocupados por personas procedentes de las bolsas de excedentes de la minería, que ya se han agotado.

 

El consejero de Industria, Enrique Fernández, ha aportado hoy este dato durante una visita a estos municipios para comprobar el desarrollo de los trabajos de recuperación medioambiental de las explotaciones, en la que ha estado acompañado por la directora general de Energía, Minería y Reactivación, Belarmina Díaz.

 

Fernández ha señalado que los trabajos que ejecuta la empresa Tragsa avanzan según las previsiones y están generando empleo, uno de los principales objetivos de estos proyectos. En este sentido, ha destacado la contratación de 31 extrabajadores del sector minero afectados por el cierre de las explotaciones de carbón, lo que supone agotar la bolsa de empleo de excedentes abierta para participar en estos proyectos.

 

El consejero ha estado esta mañana en la oficina de coordinación de Tragsa, ubicada en Zarréu, y posteriormente ha supervisado las labores que se desarrollan en el área noreste de Tormaleo. A lo largo de la jornada también acudirá a la localidad tinetense de Buseiro.

 

Las tres actuaciones de restauración movilizarán 83,4 millones de inversión hasta 2026. El Instituto para la Transición Justa (ITJ) cubre el 88% del coste con fondos del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, y el Gobierno de Asturias aporta el resto de la financiación a través de avales a la restauración incautados por la Administración autonómica.

 

En total, se recuperarán 1.167 hectáreas y se prevé la creación de 150 empleos durante las diferentes fases de las obras. Los trabajos de Zarréu y Tormaleo se alargarán hasta abril de 2026, mientras que los de Buseiro finalizarán en octubre de 2025, según las previsiones.

 

El titular de Industria ha subrayado la doble vertiente de los proyectos, que figuran entre los más importantes que se están realizando actualmente en España en este ámbito. Por un lado, la restauración ambiental de terrenos muy degradados por la actividad minera y, por otro, la puesta a disposición de los tres municipios de una extensa superficie para usos alternativos vinculados al turismo, la actividad forestal o proyectos vinculados a las energías renovables. “Es una ventana de oportunidad para impulsar la reactivación de estos municipios y ahora estamos en la fase de recepción de ideas y proyectos”, ha señalado.

 

Estas restauraciones se encuentan entre las más importantes que se están realizando actualmente en España. Por su parte, el Principado desarrolla otras cuatro intervenciones en Mieres (Pozo Espinos), Llanera (balsa de Arlós), cielo abierto de Coto Quirós (Quirós) y Soterraña (Lena) con fondos estatales y europeos. Estas actuaciones, que se desarrollarán sobre una superficie de 12 hectáreas y movilizarán cerca de 11 millones de inversión, generarán cerca de 28 empleos.

 

A estos proyectos, financiados por el Instituto para la Transición Justa y el Gobierno de Asturias, se suma un interesante proyecto de biogás en Tineo al que el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía de España (Idae) acaba de preconceder una subvención de casi 2,5 millones.

Documentación

Galería de imágenes

El consejero de Industria, Enrique Fernández (tercero por la izquierda) y la directora general de Energía, Mineria y Reactivación, Belarmina Díaz, en la oficina de Tragsa en Zarréu con un mapa de uno de los proyectos de las restauraciones. Les acompañan Joaquín Moya, gerente de Tragsa en Asturias (primero por la izquierda); el acalde de Degaña, Óscar Ancares (segundo por la izquierda) y Santiago Berjano, jefe de servicio de Minería de la consejería.
De izquierda a derecha, José Ángel Jordar, gerente de la empresa Serpa; Óscar Ancares, alcalde de Degaña; Enrique Fernández, consejero de Industria; Belarmina Díaz, directora general de Energía; Santiago Berjano, jefe de servicio de Minería de la consejería, y Joaquín Moya, de Tragsa.
La directora general de Energía, Belarmina Díaz; el consejero de Industria, Enrique Fernández, y el alcalde de Degaña, óscar Ancares, ante el Monumento al Minero en la localidad de Cerredo.
El consejero de Industria, Enrique Fernández, y la directora de Energía, Belarmina Díaz, con trabajadores y técnicos de Tragsa en el área de Tormaleo donde se están desarrollando labores de restauración y movimiento de tierras.
Maquinaria trabajando en una de las laderas de Tormaleo que se van a restaurar para su recuperación medioambiental, donde se intervendrá sobre una superficie de 430 hectáreas.